TRANSVERSALIDAD EN LA REDUCCIÓN DEL RIESGO DE REDUCCIÓN DEL RIESGO DE DESASTRES - Radio Epicentro Blog

Radio Epicentro Blog

Difundiendo temas relacionados a la Protección Civil gracias a la colaboración de más de 20 especialistas en el área.

lunes, 13 de mayo de 2019

TRANSVERSALIDAD EN LA REDUCCIÓN DEL RIESGO DE REDUCCIÓN DEL RIESGO DE DESASTRES


TRANSVERSALIDAD EN LA REDUCCIÓN DEL RIESGO DE REDUCCIÓN DEL RIESGO DE DESASTRES

Para reducir el riesgo de desastres se requiere una interrelación de actores, normas y prácticas que sea adecuada para actuar antes, durante y después del desastre mismo. Este modelo de gobernanza exige un compromiso de todos los actores involucrados, desde el ámbito local hasta el global, es decir, desde los municipios, estados, federación, regiones y el mundo entero; esto lo he manifestado en diversas ocasiones.

Debemos comprender bien la construcción social del riesgo, puesto que las amenazas naturales por sí solas no provocan desastres, sino que es la vulnerabilidad de las poblaciones de la que incide directamente sobre la magnitud del desastre. Por esta razón, es absolutamente necesario contar con gobiernos, principalmente los locales, que ayuden a garantizar la capacidad de las sociedades para hacer frente a las amenazas. Es en la parte local en donde se debe conocer a profundidad el riesgo y la amenaza, y su manera de mitigarlos, corregirlos, prevenirlos. Sólo se requiere voluntad política para crear conciencia pública

Si no es posible contar con una conciencia pública suficiente para reconocer y abordar el riesgo, ni con la voluntad política necesaria para establecer políticas y asignar recursos suficientes no se logrará la conjunción de gobernanza y gobernabilidad para la reducción del riesgo de desastre.

La transversalización es un proceso de gobernabilidad que permite la integración sistemática de las acciones de la Reducción del Riesgo de Desastre en los ámbitos de desarrollo pertinentes. Esto es, que existan estructuras de gobierno sensibles, transparentes, eficientes y responsables capaces de contribuir a crear un entorno en el que la RRD pueda institucionalizarse como principio fundamental del desarrollo sostenible.

En este sentido, para crear comunidades resilientes en zonas susceptibles a desastres será necesario que se consideren los factores de riesgo subyacentes de manera continua en todos los sectores pertinentes, y que las medidas de reducción del riesgo sean parte integral de la planificación y la prestación de los servicios (educación, medio ambiente, salud).

Para que exista transversalidad, debe existir compromiso de todos los órdenes de gobierno, inclusive en las figuras adyacentes como las Inspectorías, Presidencias Auxiliares, Comisariatos Ejidales, Agentes Municipales, y de ese nivel al siguiente, es decir, las Alcaldías. Éstas últimas deben conocer la obligación constitucional de proteger a sus gobernados en todo ámbito, puesto que de poco o nada sirve la intervención del orden de gobierno superior, si quien ocupa la Alcaldía no se involucra en temas de protección civil, si no apoya o dota de recursos a su Unidad Municipal, o designa a quien no tiene un conocimiento real del tema.

Los esquemas de transversalidad deben seguirse desde la planeación del gobierno, involucrando a todos los sectores y a las instituciones. El impacto de un desastre afecta de manera general a la comunidad, luego entonces toda ella debe participar en la gestión para su reducción.

La Reducción del Riesgo de Desastre no es un tema de partidos políticos, ni de trienios de gobierno. De nada servirá “poner un puente” si en la época de lluvias el río se lo llevará.

La participación de todas y cada una de las dependencias del gobierno local es fundamental para prevenir, mitigar o corregir, según sea el caso; y es obligación del responsable del gobierno local hacer que participen, fomentar la cultura de resiliencia en las comunidades y en la sociedad en general, mediante acciones encaminadas al involucramiento general para lograr un municipio resiliente.



Mtro. César Orlando Flores Sánchez.




No hay comentarios:

Publicar un comentario