VER O NO VER... EL RIESGO. Mtro. SAUL RUIZ FERNANDEZ. - Radio Epicentro Blog

Radio Epicentro Blog

Difundiendo temas relacionados a la Protección Civil gracias a la colaboración de más de 20 especialistas en el área.

domingo, 8 de abril de 2018

VER O NO VER... EL RIESGO. Mtro. SAUL RUIZ FERNANDEZ.


Antiguamente los riesgos a los que se les temía eran aquellos originados por las fuerzas de la naturaleza: Inundaciones, heladas, huracanes, terremotos, sequías, enfermedades, etc., podían ser percibidos por los sentidos y tenían límites de acción, riesgos que Guiddens denomina “riesgos externos”; sin embargo, actualmente existen los riesgos derivados de los éxitos de nuestros adelantos científicos y tecnológicos, son invisibles a los sentidos y no tienen límites, esto es, para verlos es necesario el apoyo de un experto y sus  efectos pueden ser globales, estos riesgos Guiddens los denomina “riesgos manufacturados”1.
 
En términos objetivos el riesgo es la probabilidad real de ocurrencia de un acontecimiento negativo ó peligro; en forma particular, en caso de impacto al ambiente ó la afectación de la salud humana se denomina riesgo ambiental y riesgo a la salud, respectivamente. El  riesgo implica un peligro, real y tangible físicamente, a materializarse  en un espacio y tiempo determinados, sin importar que sea ó no percibido por las personas. Asimismo, el riesgo subjetivo es la percepción de ocurrencia de algún evento negativo para el ambiente ó la salud, independientemente de su existencia real.2

 
Los riesgos manufacturados ó riesgos derivados de la modernidad, según Beck, tienen las siguientes características: Provocan daños irreversibles, son invisibles, su interpretación es causal, son dependientes del saber y abiertos a procesos sociales de definición.3


En lo que se refiere a la irreversibilidad de los daños se alude a la  magnitud de los efectos en el hombre y/o el ambiente que los riesgos pueden generar, de tal manera que generalmente no es posible remediar sus daños. Por ejemplo, la deficiencia mental en niños Expuestos a emisiones de Plomo de una fundidora de metales.
 
La invisibilidad de un riesgo manufacturado se refiere a que los mismos ya no son perceptibles a los sentidos humanos, para su visión ó percepción, se necesita la opinión de un experto que identifique al riesgo. Por ejemplo, la radiación electromagnética de las antenas de telefonía móvil, es invisible para nuestro sentido de la vista, se requiere el señalamiento de un experto para poder verla, de aquí que se dependa del saber para su identificación.
 
Los efectos de irreversibilidad del daño e invisibilidad que caracterizan al riesgo manufacturado los podemos apreciar en el caso de contaminación sanguínea con Plomo en la población infantil que vivía(e) en las cercanías de la empresa MetMex Peñoles, S.A. de C.V., en Torreón, Coahuila y que sufrió (en 1997 se detectó el primer caso) los efectos de la contaminación, debido a las emisiones no controladas de gases a la atmósfera por parte de la compañía fundidora.4





 
También, como ejemplo de riesgo manufacturado, podemos citar la muerte de 2500 personas y los daños sufridos por 250, 000 más, como resultado del escape de 40 toneladas de Metilisocianato en una planta de fertilizantes en Bhopal, India en 1984.5
Asimismo, Beck señala que los riesgos de la modernidad están abiertos a definiciones sociales, esto es, un riesgo normalmente es definido por la objetividad de los científicos, pero ellos a su vez están moldeados por las opinión social y política, que pueden hacer que se redefina un riesgo que antes no era considerado como tal; por ejemplo, el uso de agotadores de la capa de Ozono, que comúnmente se encontraban en los fijadores de pelo.
 
Otro aspecto característico del riesgo es la distribución del mismo en la población, ya que este no está en función de las clases sociales; sin embargo, son las poblaciones de bajos ingresos a quienes les toca la mayor parte de los mismos, sobretodo el sufrir sus efectos, que por su misma condición de marginalidad les impide su defensa (ubicación del hogar, dieta, atención medica, etc.), aunque, como ya vimos con la característica de globalidad de los riesgos, también afectan a todos los estratos sociales incluidos los medios y altos.6
 
Como ejemplo de la característica de la distribución del riesgo, podemos citar los efectos de la contaminación atmosférica, la cual se difunde en la atmósfera, distribuyendo sus efectos nocivos en el ambiente y sin respetar las condiciones sociales ni fronteras.
Este reparto de riesgos, aunado al incremento de los mismos, trae como consecuencia la generación de lo que Beck llama “situaciones sociales de peligro”, tales como: Efecto bumerang, desvalorizaciones y expropiaciones ecológicas y la desigualdad internacional:
Los riesgos de la modernidad tienen la característica de que afectan a todos, incluso a quien lo produce o se beneficia de ellos, esto es lo que se conoce como efecto bumerang, o dicho de otra forma, un efecto igualador, ya que se unifican la víctima y el victimario. De esta forma Beck dice que cualquier persona está “afectada” por el riesgo “asignado” involuntariamente por la civilización.
Otra situación social de peligro es la desvalorización referida a la pérdida, casi instantánea, de valor de las propiedades, en las que en su alrededor se llevaran ó se llevan a cabo actividades riesgosas, de tal forma que pierden su valor económico, por este simple hecho, mismo que se denomina expropiación ecológica y que tiene la característica de que el propietario sigue siendo el legitimo dueño de la propiedad que le ha sido expropiada ecológicamente7… Imagine que al lado de su casa se instale una gasolinera, esto inmediatamente le deprecia el valor de su patrimonio, por el riesgo que representa dicha instalación…
También la desigualdad internacional es para Beck una situación social de peligro, derivada del reparto de los riesgos, al crearse dependencias entre países productores de riesgo y países afectados por este.
Por ejemplo, el caso de los residuos nucleares de plantas generadoras de energía que se confinan en otros países distintos a aquellos donde fueron producidos.
Con esto en mente y a efecto de enfrentar los riesgos actuales, lo primero es "percibir" los riesgos (naturales y/o manufacturados), a fin de realizar las acciones y gestiones propias para minimizar las afectaciones al ambiente y a la población en general. En este sentido, tenemos una gran oportunidad, que es el complementar todos nuestros cuerpos, organizaciones y dependencias de Protección Civil (mismos que han estado y siguen efocados y especilazados en los riesgos naturales, no así en los riesgos manufacturados), con personal formado en las áreas de medio ambiente (materiales y residuos peligrosos, emisiones a la atmósfera, energía, radiación electromagética, cambio climático, agua, etc.), a
efecto de identificar y prevenir contingencias derivadas de los riesgos manufacturados (que a su vez provocan intesificación de los riesgos naturales), propios de nuestra Sociedad del Riesgo.
 
MCS, IQ. Saúl Ruiz Fernández.
Abril, 8, 2018.
 

 
 





 












1 Anthony Giddens, “Un Mundo Desbocado”, (Ciudad de México: Taurus, 2000), 3839.
2 José Luis Lezama, “La construcción Social de la Idea del Riesgo y del Daño Ambiental”, en

Población y Medio Ambiente, Descifrando el Rompecabezas, coordinado por Izazola Haydea

(Toluca: El Colegio Mexiquense, 1999), 148.

3 Ulrich Beck, “La Sociedad del Riesgo”, (Madrid: Paidós Básica, 1998), 28.


4 www.salud.gob.mx/ssa_app/noticias/datos/20040530896.html 
5 Lepkowski, W. The Legacy of Bhopal Industry and Environment July/August/September 1988. Pp.1820.

en Cristina Cortinas, Cuauhtémoc

Arturo Juárez Pérez,Rogelio Serrano Garza y Yolanda Ordaz Guillén Coordinadores En Prevención y Preparación de la Respuesta en Caso de

Accidentes Químicos en México y en el Mundo.

6 Beck, “La Sociedad del Riesgo”, 41. 20
 





 
 

 

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario